Frank Gehry: Curvas sinuosas

Hoy, domingo, nos permitimos escribir de forma distendida, sinuosa y cálida. Ya se sabe que los lunes son fatídicos pero la tarde de hoy es melancólica.

Frank Gehry, príncipe de Asturias de las Artes del presente año, (perdón, ahora premios Princesa de Asturias) nos deja anonadados por las curvas sinuosas de sus bodegas Marqués de Riscal. Lo cierto es que excepto los paneles violetas el resto de la obra poco o nada tiene que ver con el vino. Ni falta que le hace. Metal y madera son componentes inevitables del caldo elemento. La madera por las cubas. El metal por las cubas de metal. Modernidad inevitable por aquello de la higiene ¿desmedida?

Frank Gehry
Frank Gehry

No es novedoso pero sí atractivo. Rememoran un buque, un elemento tecnológico y sinuoso al mismo tiempo. La madera de los ventanales obligan al rechinar de oídos; tal y como nos enseñan todos los artistas que hacen, del ir a contrapelo, su bandera. Ya saben a qué me refiero  (y si no lo saben lo sabrán).

Y qué mejor que juntar el fin de singlo XIX con los principios de XX y con el todavía extraño siglo XXI.

20140907_182813[1]

Y, al mismo tiempo, dedico unas palabras al siempre genio Gustav Mahler , que hizo del sufrimiento un himno y, que al contrario de lo que muchos piensan, estaba lleno de amor. Que fue capaz  de mutar sus creencias religiosas por el exclusivo deseo de expresar el arte que llevaba dentro (o por los exclusivos deseos de enriquecimiento -me consta que es la primera vez que hago una crítica moral a mi compositor preferido- ) que por la época hacían necesidad de lo que no es.

Los estreptococos, del tamaño de un elefante, se reirían del ébola (que por cierto sigue sin aparecer en la RAE) y no dejan de ser hijos del mismo devenir que nos lleva y nos trae en el eterno continuo. En esta maraña de penalidades, de alegrías y de sinsabores.

MahlerAdultoSentadoViena
Gustav Mahler, en la Opera de Viena

Y cerramos con otro genio, Juan Benet. Sí nos repetimos hasta la saciedad. Él nos diría sin una pizca de amabilidad y, con un güiski en la mano, váyase usted a Región y hable con el retén de Guardia Civil más cercano. y si quiere saber más lea nuestro libro en Social Media Decisión, que próximamente estará en sus pantallas. Con fuerza, con denuedo y con un instintivo deseo de hacer periodismo digital del bueno.

 

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s